En la carrera para la vacuna contra la COVID-19, la victoria o la derrota es de todos

Gerardo Valencia
Últimas entradas de Gerardo Valencia (ver todo)

Declaración conjunta de la Directora Ejecutiva de UNICEF, Henrietta Fore, y el Director General de la OMS, Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus.

NUEVA YORK/GINEBRA. De los 128 millones de dosis de vacunas administradas hasta la fecha, más de tres cuartas partes se han aplicado en tan solo 10 países, que representan el 60% del PIB mundial. 

A fecha de hoy, casi 130 países, con 2500 millones de habitantes, todavía no han administrado ni una sola dosis. 

Esta estrategia contraproducente tendrá costos en vidas y medios de subsistencias, dará al virus nuevas oportunidades para mutar y evadir las vacunas y socavará la recuperación económica mundial. 

Hoy, UNICEF y la OMS –asociados desde hace más de 70 años– hacen un llamamiento a los dirigentes para que alcen la mirada más allá de sus fronteras y utilicen una estrategia vacunal que pueda efectivamente poner fin a la pandemia y poner freno a las variantes. 

El personal de salud ha estado en la primera línea de la pandemia en entornos de ingreso bajo y mediano y debería ser protegido primero, para que pueda a su vez protegernos a todos. 

A fecha de hoy, casi 130 países, con 2500 millones de habitantes, todavía no han administrado ni una sola dosis

Los países participantes en COVAX están preparándose para recibir y administrar vacunas. Se ha formado al personal de salud, se han acondicionado los sistemas de la cadena de frío. Lo que falta es el suministro equitativo de vacunas.  

Para garantizar que los despliegues de vacunas dan comienzo en todos los países en los primeros 100 días de 2021, es imperativo que:  

  • Los gobiernos que hayan vacunado a su propio personal de salud y poblaciones con alto riesgo de contraer una forma grave de la enfermedad compartan vacunas a través de COVAX para que otros países puedan hacer lo mismo. 
  • El Acelerador del Acceso a las herramientas contra la COVID-19 (ACT) y COVAX, su pilar de vacunas, estén plenamente financiados para que los países de ingreso bajo y mediano tengan a su disposición apoyo financiero y técnico para el despliegue y la administración de vacunas. Si contara con toda la financiación necesaria, el Acelerador ACT podría reportar hasta US$ 166 por cada dólar invertido. 
  • Los fabricante de vacunas asignen de forma equitativa el limitado suministro de vacunas; intercambien datos sobre seguridad, eficacia y fabricación de forma prioritaria con la OMS para su examen regulatorio y normativo; intensifiquen y aumenten al máximo la producción; y transfieran tecnología a otros fabricantes que puedan ayudar a potenciar el suministro mundial. 

Necesitamos líderazgo mundial para expandir la producción de vacunas y lograr la equidad vacunal. 

La COVID-19 ha demostrado que nuestros destinos están inextricablemente unidos. Ya sea una victoria o una derrota, será de todos. 

Deja un comentario

Open chat
1
💬¿En que podemos servirte?
¡Hola! Mi nombre es Gerardo Valencia y hago parte de un gran equipo a tu servicio.
¿En que podemos ayudarte?
A %d blogueros les gusta esto: